Dulce de Leche Respostero

¿Sabías que el dulce de leche es uno de los postres más deliciosos y famosos en Latinoamérica?
Países como México, Brasil, Chile, Argentina y desde luego, Uruguay se atribuyen su creación. De hecho, nuestro país solicitó a la Unesco que lo declarara como patrimonio gastronómico de la región de Río de la Plata. Pese a lo incierto de su origen, es innegable que este rico manjar nos hace la boca agua a más de uno.

Su elaboración es mucho más sencilla de lo que crees. Pero antes de poner manos a las obras, te queremos contar que los tipos de dulce de leche más común son el tradicional y el repostero. El primero es más líquido, lo que lo hace ideal para untar sobre unas tostadas. Mientras que el segundo, es mucho más espeso y firme, por lo que es utilizado para elaborar alfajores o rellenar biscochos.

En esta ocasión te diremos como preparar este último, es decir, ¡te enseñaremos como hacer dulce de leche repostero paso a paso!

Receta del dulce de leche repostero

Para preparar este dulce postre, deberás tener en tu cocina: un litro de leche, 500 gramos de azúcar, una cucharadita de vainilla, dos de bicarbonato de sodio y dos de maicena. Ten en cuenta, que si deseas preparar una gran cantidad de dulce, tendrás que disponer de una mayor cantidad de ingredientes.

Lo primero que tienes que hacer para preparar el postre, es unir la leche y el azúcar en una hoya antiadherente. Expone los ingredientes a fuego medio y, con la ayuda de una cuchara de madera mézclalos hasta que comiencen a hervir. Cuando la mezcla entre en ebullición, baja la llama al nivel mínimo.

Luego, disuelve la vainilla, el bicarbonato y la maicena en un vaso de leche fría. Una vez disueltos, agrégalos a la cacerola y continúa removiendo la mezcla para lograr que todos los ingredientes se mezclen.

Ten en cuenta, que el proceso de cocción de tu dulce de leche repostero se puede extender por aproximadamente tres horas.

Recomendaciones útiles para preparar tu dulce de leche repostero:

En seguida te traemos unos cuantos consejos prácticos que harán no solo que tu dulce quede muy rico, sino también, que el proceso de su elaboración sea más que estupendo.

  • Siempre usa una olla de material antiadherente, de lo contrario, tu mezcla se puede pegar.
  • Por nada del mundo se te ocurra utilizar una cuchara metálica para remover el dulce.
  • Aunque te duela la mano, no dejes de remover en ningún instante.
  • Antes de llevar el dulce a la nevera, espera que se enfríe por completo y cámbialo de recipiente.
  • Recuerda que tu dulce de leche repostero es totalmente casero, por tanto carece de algún tipo de conservante, así que no lo dejes en el refrigerador por más de una semana.

 

Estamos convencidos que si pones en práctica tanto la receta como las recomendaciones que te hemos traído, el dulce de leche para tus postres ¡te quedará riquísimo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *